martes, 8 de julio de 2014

Solo contra todos


Homefront 






Jason Statham es casi un sub género del cine de acción en sí mismo. Desde hace unos cinco años viene sacando anualmente filmes medio pelos de tiros y explosiones; de esos que seguramente en un tiempo veremos en Space en alguno de sus especiales. Por eso cuesta encontrar alguno rescatable entre tanta peli clónica.

Phil Bróker es un agente encubierto de la DEA, que tras una peligrosa misión, decide retirarse a un pueblo del sur de USA. Todo marcha bien cuando por un altercado menor de su hija con un compañero, uno de los rednecks y traficantes del pueblo lo pone en su punto de la mira. Broker no solo deberá proteger a su hija, sino que también deberá intentar mantener su pasado oculto.

Lo primero que me llamo la atención de esta película fue el reparto, muy superior al que suele verse en esta clase de películas  de acción simple y de manual. James Franco, Winona Ryder o Clancy Brown podrían salir en films mucho más elaborados, o que apunten a mejores cosas.

Pero como sabemos, juntar actores famosos o de un nivel regular para arriba, no hace una película buena, de hecho recordemos algunos de los bodrios oscarizados de principio de año. No, acá la peli también es entretenida.

Si, la historia esta mil veces vista, y ya viene repitiéndose desde que Scwarzenegger mataba extras hace casi cuarenta años. Pero no por eso es menos efectiva; estamos hablando de aquella donde un solo tipo casi sin ayuda debe proteger a su familia (casi siempre suele ser una hija) del malhechor de turno.

Esto no debe extrañar a nadie si tenemos en cuenta que el guionista es SYLVESTER STALLONE. Nuestro querido Rocky usa a historia mil veces vista y decide sacarle el provecho al lugar donde pasa la acción.

Pantanos, persecuciones en botes, lugares abiertos con pastizales y arboles, todo le sirve a Stallone para describir las escenas de acción bien al estilo sus últimas películas. Es decir, muertes exageradas pero del tipo que todos disfrutamos.

Teniendo en cuenta que Stallone fue guionista de algunas de sus últimas películas, y de esta, ya sabemos a qué se podría dedicar cuando el cuerpo no le dé mas para los tiros, peleas y shorts de boxeo.

El director también aporta su granito de arena para que la peli sea entretenida. Pese a tener un par de interesantes thrillers en su filmografía y haber estado mucho tiempo en series, no está acostumbrado a esta clase de género. Sin mostrar ser un virtuoso, al menos hace algo que ahora pocos hacen: no cagarla a la hora de dirigir. Poniendo la cámara donde se debe, y con un trípode para no caer en el parkinson, o poner dos mil fotogramas por segundo; siempre podremos ver los tiroteos y saber quien le tira o persigue a quien.

Los actores ya mencionados también suman. El que más destaca obviamente es James Franco, que apenas esforzándose le pasa el trapo al resto del elenco. Además acá vuelve a mostrar que es bueno tanto haciendo de protagonista como de villano. 

El resto del elenco conocido quizás se siente un poco desaprovechado. La hermosa, eterna y longeva Winona Ryder sale bien entrada la película, y encima se la ve poco tiempo en pantalla. Clancy Brown podría haber dado mucho más de si, sobre todo viendo que lo pusieron como sheriff. También anda la colorada Rachelle Lefevre en un papel que en apariencia podría haber sido el interés amoroso de Statham, pero queda en estar ahí de florero.

Homefront es una decente y efectiva película de acción. De esas que vemos una vez, no nos disgusta, y posiblemente dejemos en la tv cuando estemos haciendo zapping en unos años. Viendo el grueso de films de este género, eso ya es todo un merito.



Un saludo defendiendo a mi hija Maggy.



Nota: 6

Jorge Marchisio

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada