martes, 24 de febrero de 2015

Felizmente casados


Honeymoon       



La verdad que desde el último año para acá el cine de terror está dando más lástima que alegrías. Cuesta encontrar algo medianamente decente en este género. Y ni hablemos si nos remitimos a lo mainstream, prácticamente desde El Conjuro que no se ve nada potable. Por eso hay que empezar a buscar con lupa producciones independientes, que usando la imaginación la imaginación, proponen cosas interesantes.

Bea y Paul son una pareja de recién casados que deciden ir a pasar su luna de miel a una cabaña en un bosque que ella conocía de hace unos años. Las primeras horas son idílicas para ambos, pasándola como un verdadero par de tortolos. Pero en una de las primeras noches, Bea desaparece de la cama. Paul la encontrara sonámbula en el bosque, y desde ese momento todo se vendrá abajo para ambos.

Como dije inicialmente. Esta es una película independiente, y a la legua se nota que está hecha con dos pesos; por lo que los guionistas (una de ellas también dirige) apelaron a lo más barato y rendidor del cine: la inteligencia.

El 99% de la peli pasa en la cabaña, el bosque que la rodea y un lago cercano, por lo que supongo que usaron todas locaciones reales casi sin cambiar nada para el rodaje.

Con tan pocos recursos, lo que más destaca es la trama, muy bien construida y con un suspenso in crescendo constante. De hecho los primeros minutos son bastante aburridos, y parecería que estamos más ante una de amor y no tanto de terror.

Pero desde el incidente de sonambulismo, la historia ira subiendo en intensidad, y el clima de la película, pese a situarse en un lugar abierto, se vuelve totalmente opresivo. El hecho de que los dos actores principales tengan que interactuar entre ellos gran parte del metraje (salen otros dos personajes por poco tiempo), hace que el asunto se vuelva más agobiante.

Aclaro que no estoy hablando de terror psicológico, porque acá las cosas pasan de verdad, y no en la mente de los protagonistas. Pero para los que esperen ver tripas, o a la chica de Juego de Tronos mostrando tetas y culo, olvídense (aunque si pela culo).

Esto sería más una especie de film de suspenso y horror, que este ultimo como único genero predominante.

Como ya dije más arriba, el hecho que la dupla protagonista se vea forzada a sostener la historia por sí mismos, hace que den una actuación bastante decente para lo que es este género. Tampoco van a pasar a la historia, pero nadie sentirá vergüenza ajena por ellos dos.

De todas formas no estamos ante una película para cualquiera, porque no nos dan las cosas resueltas y servidas en bandeja. De hecho al final el espectador tiene que reconstruir y poner de su parte.

Quizás debamos ver esta peli más como un ensayo, o una práctica de cine, y no tanto como una película hecha y derecha. 

De todas formas es recomendable ver, porque es bastante atrapante a nivel trama. Y porque también nos recuerda que para hacer películas, no se necesitan grandes presupuestos, ni mega estrellas en el reparto. Solo basta una buena idea y llevarla a cabo con gente competente.




Un saludo no casándome nunca.



Nota: 6



Jorge Marchisio

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada